lunes, 30 de septiembre de 2013

Piña colada 100x100 natural

Ingredientes:
1 piña
1/4 l. de Malibú
Nata
Elaboración:
Trituramos la piña y se le añade el Malibú.
Se sirve muy frío con una bola de nata montada con azúcar.


Receta de Reme Postigo

sábado, 28 de septiembre de 2013

Mini croqueta de calamar en su tinta


Ingredientes:
Para la bechamel
1 l. de leche
120 gr. de harina
100 gr. de mantequilla
2 bolsitas de tinta de calamar
500 gr. de calamar
sal
Elaboración:
Salteamos los calamares con la mantequilla. Cuando están hechos añadimos la harina y dejamos unos 5 minutos al fuego, luego vamos añadiendo la leche poco a poco. Finalmente añadimos una pizca de sal y la tinta del calamar.
Se hacen pequeñas bolas con la bechamel, se pasan por harina, huevo y pan rallado. A continuación se fríen.
Las servimos con salsa de tomate natural aliñado con aceite de oliva y sal.

Receta de Lucía González

viernes, 27 de septiembre de 2013

Tarta de queso con mermelada de fresa


Ingredientes:
Base de galleta:
- Un paquete de galletas "maría"
- Una cucharada sopera de mantequilla
Tarta:
- 2 tarritos de queso Philadelphia 
- Un sobre de gelatina de limón (se puede utilizar gelatina neutra pero en ese caso es conveniente echar alguna cucharada más de azúcar) 
- Un brick pequeño de nata para cocinar
- 6 cucharadas soperas de azúcar
- Mermelada de fresa
Utensilios: 
- Batidora
- Un bol para la base de galleta y otro para la mezcla del queso
- Mortero o Thermomix (para triturar la galleta)
- Un molde
Elaboracion: 
Realizamos la base de galleta: Trituramos el paquete de galletas; una vez trituradas, se mezcla con la mantequilla (derretida anteriormente en el microondas). Se mezcla hasta obtener una masa compacta (si queda  la galleta suelta, se puede añadir un poco más de mantequilla derretida). Cogemos el molde, le untamos un poco de mantequilla para evitar que se pegue y ponemos la base de galleta.
Retiramos medio brick de nata (fría) y lo mezclamos con el sobre de gelatina hasta que ésta se disuelva.
El resto de nata lo calentamos en el microondas. Una vez caliente se echa poco a poco con la mezcla que habíamos hecho con la gelatina. (Se puede batir para que quede más homogéneo).
A la mezcla de nata y gelatina se le echan los dos tarritos de Philadelphia y las 6 cucharadas soperas de azúcar (se puede echar más o menos azúcar dependiendo del gusto de cada uno).
Se bate toda la mezcla a potencia media.
Se vierte la mezcla en el molde.
Se mete en la nevera hasta que cuaje.
Finalmente cuando la tarta está cuajada se cubre con mermelada de fresa (la cantidad a gusto de cada uno).

Receta de Laura Argente

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Ensalada de atún con pimiento confitado


Ingredientes:
100 gr. de atún fresco
crema de queso Camembert
brotes tiernos de lechuga
2 pimientos rojos
reducción de vinagre de módena
aceite de oliva
sal
Elaboración:
Pimientos confitados
Cortamos a cuadritos pequeños los pimientos y lo ponemos en un cazo con la misma cantidad de agua y azúcar, se deja hacer a fuego lento. Tiene que quedar brillante de color.
Montaje
1º pasamos el atún por la plancha.
2º en el plato ponemos la lechuga y la crema de queso
3º ponemos el atún y el pimiento confitado 
4º lo decoramos con el vinagre

Receta de Reme Postigo

martes, 24 de septiembre de 2013

Barra de chocolate negro con nubes de algodón de azúcar, almendras y cereales

Ingredientes:
Chocolate de cobertura negro
Nubes de algodón de azúcar de colores
Almendras (pueden ser otros frutos secos)
Cereales (arroz inflado)
Elaboración:
Sobre un molde de silicona se añade chocolate negro de cobertura caliente con las nubes, frutos secos y cereales.
Se deja enfriar, se desmolda y servimos en pequeñas porciones.

Receta de Reme Postigo

lunes, 23 de septiembre de 2013

¿Sabes lo que es un Cronut?


Lo último se llama ‘Cronut’
Mezcla del francés –el croissant– y del estadounidense –el donut– acaba de nacer el cronut, el nuevo dulce que está causando furor.
Éste en concreto lo ha hecho Silvia Taladriz. Se pueden servir glaseados y rellenos de crema pastelera. ¡No duraron ni cinco minutos!

domingo, 22 de septiembre de 2013

Lomo de merluza con melaza de vino tinto, espárragos trigueros y vinagreta de mejillones

Ingredientes para 4 personas:
600 gr. de merluza limpia (en lomos, sin espinas)
Para la melaza:
1/4 l. de vino tinto
100 gr. de miel
80 gr. de azúcar
un palo de canela
Ingredientes para la vinagreta de mejillones
una cebolleta fresca
un pimiento verde
un pimiento rojo
30 gr. de vinagre de modena
100 gr de aceite de oliva virgen
20 gr. de cebollino
10 gr. de brotes de siso
1/2 kg. de mejillones frescos
tres espárragos blancos o verdes ( mejor verdes frescos)
sal y pimienta.
Elaboración:
De la melaza del vino tinto
Poner en un cazo el vino tinto, la miel, la canela, y el azúcar.  Dejar cocer durante 30 minutos aproximadamente. Dejar templar y reservar. Esto nos va a servir para pintar el plato donde va a ir emplatada.
Vinagreta de mejillones
Limpiamos los mejillones y los colocamos en una sartén. Añadimos una nuez de mantequilla, unos granos de pimienta negra y medio limón. Llevar a ebullición y en cuanto se abran los mejillones retirar y sacarlos de la concha.
Aparte, picamos finamente la cebolleta, el pimiento rojo y verde, el cebollino.
Mezclamos el aceite, el vinagre de módena, la sal y la pimienta y a continuación añadimos los mejillones picados y reservados.
Alioli de ajo asado
Asar una cabeza de ajo durante 20 minutos a 140º C, la pelamos, trituramos y montamos con aceite de oliva y unas gotas de limón o vinagre.
Lomo de merluza
Marcamos la merluza en la plancha por las dos caras, metemos en una bandeja de horno (para darle la última cocción a la hora de servir).
Ponemos el lomo de merluza ya terminado de cocinar en el plato pintado con la melaza de vino tinto, encima la vinagreta de mejillones y los espárragos plancheados que estarán laminados finamente a cuchillo y salteados a la plancha durante dos minutos. Pondremos el alioli como se ve en la foto.

Receta de Pili Curros

sábado, 21 de septiembre de 2013

INTRODUCCIÓN A LA “NUEVA COCINA”: LA “COCINA MOLECULAR”


Desde los comienzos de la Humanidad las personas han tenido un instinto natural de curiosidad por las cosas, por los fenómenos, por los seres vivos. Es el afán de saber, de conocer el por qué de lo que nos rodea.  

La necesidad de alimentarse ha sido siempre una actividad fundamental, existencial. La Prehistoria nos ha dejado huella de cómo los hombres primitivos sabían aderezar sus manjares, utilizando el fuego, el humo y diversos aditivos. Se trataba de mejorar sus cualidades y de conservar las viandas.

Todos tenemos en mente los festines gastronómicos romanos, medievales, del Renacimiento, y las posteriores sofisticaciones introducidas desde el siglo de las luces.

Con el paso del tiempo la sabiduría culinaria popular fue ganando en observaciones positivas y negativas, y dando lugar, al cabo de los siglos, a las famosas “recetas de la abuela”. 

Porque no se trata solo de alimentarse “a secas”, sino que si es posible se deben presentar los alimentos de forma que entren por los ojos. De esta manera se pueden “enmascarar” pobres viandas con un ropaje atractivo y hacerlas mas agradables a la vista, al tacto, al gusto. Es decir, no está mal que el hecho estrictamente natural de alimentarse ponga en juego los sentidos (además de los dientes), y sea algo artístico.

Con los avances de las ciencias experimentales se ha ido conociendo cada vez mejor la composición química de los alimentos y algunos de los procesos que tienen lugar en su preparación. Así, se ha contribuido a corregir errores ancestrales, a mejorar procedimientos culinarios, y a ampliar la lista de aditivos saludables.

Desde el punto de vista científico, un alimento, es un compuesto a analizar, a conocer sus componentes orgánicos e inorgánicos. Todo tratamiento que sufra ese manjar se ve como una transformación fisicoquímica de  sus componentes. La tecnología industrial ha ayudado a ofertar  equipos e instrumentos que han facilitado el conocimiento y el desarrollo de esos procesos.
Por otra parte, el arte de la cocina se ha popularizado, han proliferado los libros de “recetas de la abuela” o de “las monjas”, y ha dejado de ser un misterio sólo accesible a los grandes “chefs”.

En los últimos años se ha asistido a una verdadera revolución. La cocina se ha trasformado en un laboratorio experimental químico, se habla de “Cocina Moderna”, “Nueva Cocina”, “Cocina de Vanguardia”, “Tecno Cocina”, “Cocina Experimental”, “Cocina Molecular”, etc. (Con una consecuencia grave para los “comilones”: las “raciones” en los platos han pasado a tener un aspecto maravilloso y hasta provocativo, pero en cantidades mínimas).
La “Cocina Molecular”, con ese nombre, nace oficialmente en un Taller denominado “Gastronomía Física y Molecular”, que tuvo lugar en Erice (Italia), en el “Centro Ettore Majorana” en 1992.  La profesora inglesa Elizabeth C. Thomas invitó como coordinadores a Nicholás Kurti, físico, profesor de Oxford de origen húngaro, al fisicoquímico francés Hervé This y a Harold Mc Gee escritor gastronómico norteamericano. Se reunieron científicos, cocineros y escritores. Este Taller se fue desarrollando anualmente hasta su final en 2004. Allí tuvieron lugar discusiones apasionadas sobre nuevos métodos de preparación de alimentos, sobre nuevos procesos que impidieran el deterioro de sus componentes, de nuevos equipos para mejorar la calidad o el aspecto de los alimentos,  cómo medir temperaturas, presiones y otros parámetros físicos y químicos, y, además, se presentaron numerosos trucos para hacer de las comidas algo fantástico, etc., etc.

Realmente, se puede considerar a Nicholás Kurti fundador de esta “nueva Cocina” con unos programas que desarrolló en la TV en Inglaterra desde 1969. Kurti elaboraba platos de formas originales, cambiando formas, sabores y colores. Para afirmar sus puntos de vista, en una conferencia en “Royal Society” de Londres se atrevió a decir:  “Pienso que es algo triste para nuestra civilización que podamos medir la temperatura de la atmósfera de Venus y no conozcamos que es lo que ocurre exactamente dentro de un souflé”. Falleció en 1998.

Hervé This es el otro “monstruo” de la “Nueva Cocina”. Comenzó reuniendo recetas, con sus trucos correspondientes, realizándolas con precisión para mejorar sus características y presentación. Como buen fisicoquímico pudo ir siguiendo paso a paso todos los procesos quimicofísicos que ocurrían durante todas las fases de las distintas recetas. Llegó a estudiar una 25.000. Actualmente, se dedica a escribir libros y a dar conferencias por todo el mundo.

Los chefs Ferran Adriá del restaurante “El Bulli” y Heston Blumenthal del “The Fat Duck” han convertido a esta nueva cocina en algo elitista e inaccesible; continúan explorando ingredientes, nuevas herramientas y técnicas químicas, innovando nuevos platos con gelatinas, liofilizaciones, un uso adecuado del nitrógeno líquido, obteniendo falsos caviares, raviolis redondos, helados de mariscos, espirales de aceite de oliva, esferificaciones, uso de hidrocoloides, etc. etc. El potencial de esta nueva ciencia es enorme.

El final es presentar un plato de forma artística, con nuevas texturas, formas, aromas, colores, para crear una experiencia multisensorial.

Toda esa cadena de innovaciones ha surgido gracias al conocimiento fisicoquímico de los componentes alimenticios; conociendo sus propiedades es posible deducir su comportamiento frente a los estímulos a que se someten en las preparaciones culinarias. Una dificultad añadida es que no todos los alimentos tienen composiciones exactas. Un aceite, por ejemplo, es una mezcla de ácidos grasos, cuya composición depende de las variedades tipológicas y de las condiciones geográficas y climáticas. Es decir, un aceite no tiene una fórmula química específica.

Esta Nueva Cocina tiene sus detractores. Piensan que los aditivos y procedimientos utilizados no son saludables, que son comidas sintéticas, de química pura, deshumanizada y antinatural. A algunos chefs, como Ferrán Adriá,  no les gusta hablar de “Cocina Molecular”, sino de “deconstructivismo”, es decir, deshacer y reconstruir algo de otra manera. No quieren connotaciones químicas visibles. Por eso, no les gusta hablar en términos moleculares sino de “Un Nuevo Estilo de Cocina”, y quizás tengan razón.
En próximos artículos se irá desbrozando la lista de componentes de los alimentos (grasas, hidratos de carbono, aminoácidos, proteínas, elementos minerales y sus propiedades), junto a otros temas de interés para la ciencia de la cocina (colorantes, aditivos, saborizantes, origen de algunos productos, etc.). Por otra parte, se intentará dar explicación a algunos procesos que tienen lugar “entre los fogones” (p.ej. qué ocurre cuando se fríe un huevo, qué pasa desde el huevo recién puesto al huevo frito en el plato).

Por: El alquimista molecular

jueves, 19 de septiembre de 2013

Ajoblanco de Almería con tortilla de patatas

El ajoblanco de Almería no tiene nada que ver con la sopa conocida con este nombre. El de Almeria es espeso y se toma de acompañamiento y, sobre todo, de tapa con pan tostado.
A mí me gusta tomarlo con la tortilla de patatas.
Ingredientes:
100 gr. de almendra molida cruda.
1 ajo
100 gr. de pan sin corteza mojado en agua y vinagre.
Sal 
Aceite de oliva 
Elaboración:
Las almendras y el ajo triturados los mezclamos con las rodajas de pan bien escurridas. Se bate con una pizca de sal y se le va añadiendo poco a poco el aceite como si se estuviera haciendo mahonesa hasta que quede cremoso. 
Lo servimos encima de un trozo de tortilla de patatas. Exquisito.

Receta de Mª José Linares 

martes, 17 de septiembre de 2013

COCINA MOLECULAR (I): Una comida rápida


Estaba abrumado con el trabajo. Llevaba un día fatal.  Terminó como pudo un expediente, y pensó en darse un ligero respiro. Pero tenía que comer en poco tiempo.
Entonces recordó que muy cerca había un bar que ofrecía a buen precio ¨Platos del día”. También recordaba que allí le parecía haber visto un letrero con la sugerente inscripción  “Nueva cocina. La cocina del siglo XXI”. Se decidió a ver qué era eso.
Entró, y pidió la carta. Ante su sorpresa sólo había un “Plato del día”. Su asombro fue en aumento al ver, en primer lugar, que el nombre del plato era extenso, y después que no entendía absolutamente nada. Todo era una gama de palabras, de las que muchas de ellas no le decían nada.
El texto decía: 

“PLATO ÚNICO DEL DÍA:
1.- Complejo esencialmente proteínico  desnaturalizado, rico en grasas saturadas e insaturadas, colesterol, conteniendo varios microelementos (fósforo, calcio, hierro y zinc) y varias vitaminas del grupo B entre otras.
2.- Una ensalada rica en betacarotenos y flavonoides, con un contenido notable de potasio, pequeñas cantidades de vitaminas y elementos minerales, y aderezado con ácidos linoléico, propiónico y oléico, ácido acético y cloruro sódico.
3.- Se sirve con una porción de una mezcla, horneada, de hidratos de carbono, grasas, colesterol, fibra alimenticia y sodio”.

El pobre comensal no salía de su asombro, pero ¡era la hora de comer y no tenía otra opción! Así que optó por probar esa mezcla de cosas raras que parecía más bien una comida para perros. Se encomendó a todos los santos y pidió el “Plato del día”.
Ya desde lejos estuvo observando al camarero. Venía con una bandeja y un posible plato bajo una cubierta con asa. Estaba impaciente, nerviosísimo, repiqueteando los dedos contra la mesa. No sabía si ensalivar la lengua o dejar paso al pavor que le dominaba. Finalmente, el camarero puso la bandeja en su mesa,  levantó la cubierta y, ¡oh, milagro! ante él había “un filete de ternera a la plancha con una ensalada de tomate, y un trozo de pan”.   Ante su cara de estupefacción y algo de alivio, el camarero le explicó: “Señor, al igual que en las recetas se dan los ingredientes  uno por uno, nosotros hemos decidido enumerar los verdaderos componentes químicos de cada alimento. Es la nueva visión de la cocina del futuro. De esta forma, se sabe exactamente lo que verdaderamente come el cliente. Así que ¡Buen apetito!”
Poco a poco le fue volviendo el color, y para reponerse del susto, pidió una cerveza.  El camarero cuando se la trajo le dijo: “Su composición se la daré otro día. Así tendrá más emoción”.

A los pocos minutos el comensal volvió al trabajo completamente satisfecho por haber entrado con éxito en la comida del siglo XXI, y ¡por poco dinero!

Por: El alquimista molecular

domingo, 15 de septiembre de 2013

El poder que cambia el mundo

EL PODER DE SERVIR: detalles que hacen tangible lo intangible

video

"¿Qué genero de poder es el de servir a los demás? Se trata de captar el significado más profundo de la realidad y de poner en cada trabajo un contenido personal: el del “para quien” se hace.
Una cosa es “hecho”, otra “acabado”. ¿Por qué no da igual? Poner la guinda; el momento culmen; hasta la última coma; la última piedra: expresiones que nos ayudan a captar la belleza y la satisfacción del trabajo terminado, finalizado.
Somos conscientes de que son los detalles los que muchas veces “marcan la diferencia”; lo que no puede faltar, porque detrás de ellos se descubre el cariño, la dedicación, el amor, que reclaman las personas a quienes nos dirigimos con nuestro trabajo, que así se hace servicio. El momento apropiado, la temperatura justa, la presentación: factores que traslucen la calidad del trabajo y muchas veces un estilo propio: de quien trabaja a gusto y bien.  Porque hacen tangible lo intangible, convierten en personal lo que puede parecer simplemente material.
Hilar fino, llegar al detalle, son expresiones que dejan entrever que detrás hubo orden, planificación, control de los tiempos, cariño –no da igual cualquier detalle- para llegar al punto en el momento previsto; y esto indica a su vez, calidad y valor objetivo del servicio".  

Fuente.www.incontroromano.it

viernes, 13 de septiembre de 2013

Postre para quedar bien en pocos minutos

SEMIFRÍO DE CAFÉ CON TOFE Y CHOCOLATE BLANCO



Ingredientes:
500 gr. de nata
120 gr. azúcar
15 gr. café soluble
200 gr. de huevos
60 gr. de yemas
10 gr. de hojas de gelatina
Tofe
Chocolate de cobertura blanco
Elaboración:
En un cazo se colocan los huevos, yemas y café soluble a fuego lento sin que llegue a hervir. Se aparta del fuego y se le añaden las hojas de gelatina ya hidratadas, se remueve con varillas.
En un bol aparte se tiene la nata ya montada con azúcar.
A la mezcla de los huevos y café se va añadiendo poco en poco la nata montada, se remueve con espátula y con movimientos envolventes. Se coloca en  moldes y se dejar enfriar.
A esta receta le hemos añadido un poco de tofe o dulce de leche. Le va muy bien el sabor. Y la hemos decorado con un panal de abeja de chocolate blanco. Es muy fácil de hacer: se funde el chocolate de cobertura blanco, se vierte caliente sobre plástico de burbujas y una vez frío, se despega y se coloca en el postre. 

Receta de Lucía González

jueves, 12 de septiembre de 2013

Un pensamiento sobre el lema de Canal Cocina: "La comida nos une"

La comida es necesaria y comer en compañía es insustituible.
En España las fiestas se celebran sentándonos a la mesa. La familia se une comiendo y los amigos de tapas en un bar.
La comida se agradece, es algo vital, si no comemos nos morimos.
Regalar comida satisface a quien hace el regalo y a quien lo recibe. Muchos regalos son comestibles.
Preparar el plato favorito de alguien ensancha el corazón.
Cuando te sorprenden con un plato que te gustaba en tu infancia, vuelves a ser niño. Qué bien lo plasma Pixar en su película de animación Ratatouille.


Dicen que las personas comemos por los ojos y, ¿quién no piensa igual? Creo que debemos cuidar más la preparación de la comida, sorprender, pensar el menú adecuado para cada momento, juntarnos en la mesa, saber lo que tenemos delante y disfrutar comiendo. La comida verdaderamente une a las personas.

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Receta de calabaza que a todos gusta

TOSTA DE CALABAZA SOBRE LÁMINAS DE JABUGO CRUJIENTE

Ingredientes:
1 tostada de pan crujiente
jamón serrano 
500 gr. de calabaza
aceite de oliva
3 ajos
1 pimiento seco
sal
vinagre
2 rebanadas de pan de ayer
Elaboración:
Para hacer la calabaza, se fríen los ajos en aceite y casi al final se incorpora el pimiento seco. Se dejan en remojo las dos rebanadas de pan con agua y vinagre. Los ajos fritos y el pimiento se trituran con estas rebanadas escurridas.
La calabaza cortada a rodajas se va haciendo a fuego lento con el aceite con que se frieron los ajos, se deja tapada hasta que queda blanda. Se le añade un poco de sal.
La mezcla del pan con ajos se incorpora a la calabaza y se deja 5 minutos a fuego lento. Y se retira.
Cuando está templada se sirve sobre una tosta de pan y se le añade un crujiente de jamón serrano (se puede secar al horno o freír). 
Esta receta de calabaza sirve también como guarnición de carne.


Receta de Mª José Linares

lunes, 9 de septiembre de 2013

¿Sabías que en Granada se cultivan las berenjenas blancas?

Sí, un amigo nuestro ha conseguido cultivarlas en Atarfe. Las tomamos fritas y realmente son exquisitas. Lo mejor de todo es que no necesitan mojarse en agua con sal para quitarles el amargor, porque son dulces. La piel también se come. 
La berenjena blanca es una variedad muy característica por su color, pero también se diferencia del resto de berenjenas por su carne, suave, cremosa, dulzona y muy agradable al paladar. Os aconsejo que las probéis.






sábado, 7 de septiembre de 2013

Croqueta de morcilla en tres texturas

Ingredientes para la bechamel:
1 l de leche
60 gr. de mantequilla
60 gr. de harina de trigo
sal
Otros ingredientes:
300 gr. de morcilla "granaína picante"
40 gr. de rebanas de pan
1 manzana granny smith 
brotes de lechuga
100 gr. de almendra frita
30 gr. de aceite de oliva virgen extra
Elaboración:
He hace la salsa bechamel y se incorpora la morcilla rehogada anteriormente en sartén.
Formamos pequeñas croquetas con harina y pan rallado y se fríen.
Las rebanadas de pan se cortan muy finas y se meten al horno 15 minutos a 150º C. de manera que aparezcan crujientes. Y se colocan encima de cada croqueta.
El fondo es: la manzana cortada en juliana, los brotes de lechuga y las almendras fritas. Se aliña con un poco de aceite de oliva virgen extra.

Receta de Reme Postigo

Gambón de Motril encostrado con lechuga de mar

Ingredientes:
500 gr. de gambón de Motril
50 gr. de lechuga de mar
100 gr. de quicos MisterCorn Original
100 gr. de mahonesa de vino blanco
Elaboración:
Puedes utilizar de fondo una mahonesa casera o comprada, a la que añades un poquito de vino blanco. 
Fríes una hoja de lechuga de mar para envolver el gambón frito.
Se puede presentar acompañado con hojas de lechuga de mar frescas y quicos MisterCorn triturados sobre el gambón.

Receta de Reme Postigo

Arroz con leche de Dani García


Ingredientes:
2 l de leche entera
500 gr. de nata
240 gr. de azúcar
80 gr. de mantequilla
90 gr. de arroz
1/2 vaina de vainilla fresca
Elaboración:
Fusionar la leche y nata con la vainilla, llevar a ebullición y colar.
En otra olla agregar un poco de la leche con la nata caliente y todo el arroz. Sin parar de mover se va cociendo el arroz a fuego alto y se le va añadiendo poco a poco la leche. Dejar reducir y añadir la leche hasta agregarla entera.
Incorporar la mantequilla y el azúcar a la mezcla. Cocer unos 10 minutos más.
Sacar del fuego y poner en una bandeja tapado con film a piel.
Guardamos en la nevera hasta servir. No servir demasiado frío.
Se puede decorar con algodón de azúcar y ralladura de fruta liofilizada por encima.

Receta de Dani García

Alcachofas confitadas con huevo de codorniz


Ingredientes:
9 alcachofas
9 huevos de codorniz
Huevas de trucha
Aceite
Sal 
Perejil
Elaboración:
Tornear y vaciar las alcachofas, a la vez que las vamos torneando las vamos sumergiendo en agua fría en la que hemos metido una ramita de perejil. Esto evitará que se oxiden.
Una vez torneadas, escurrirlas bien y sumergirlas en una olla con aceite de oliva. Poner a fuego lento hasta que se pongan tiernas. Es muy importante que no se caliente demasiado el aceite porque se nos pueden freir y esa no es la intención. 
Una vez tiernas las escurrimos de aceite, les hacemos un corte por abajo para que nos sirva de base y ponemos un huevo de codorniz en la cavidad que se forma al haber quitado el corazón de la alcachofa.
Metemos en el horno a 150º C durante 7 minutos para que se haga el huevo.
Una vez hecho las sacaremos del horno y colocaremos encima las huevas de trucha.


Receta de Javier Feixas

jueves, 5 de septiembre de 2013

Dedicatoria de Dani García

Ayer asistimos al curso de postres de Dani García (Chef Dos Estrellas Michelín) en su restaurante Calima de Marbella. Aprendimos directamente de él 5 recetas deliciosas. Nos gustó mucho su clase magistral, el servicio de comedor y conocer a gente apasionada por la gastronomía. Le pedimos que nos dedicara sus recetas.


domingo, 1 de septiembre de 2013

Cake de pistachos y dátiles


Ingredientes:
4 huevos
200 gr. azúcar
300 gr. harina
200 gr. mantequilla 
5 gr. levadura en polvo
100 gr. dátiles
100 gr. pistachos
Brandy
Elaboración:
Preparar el molde con desmoldante. Encender el horno a 190º C. La mantequilla se bate con el azúcar hasta que esté a punto de pomada. Sin dejar de batir se van incorporando los huevos hasta que todo esté espumoso.
Los pistachos y dátiles troceados se pueden macerar unos minutos en brandy. Se escurren bien y se pasan por harina. 
Finalmente se incorpora la harina con la levadura y los frutos secos.
Poner toda la mezcla en el molde y meter al horno. Los 10 primeros minutos a 190º C, luego bajamos a 160º C durante una hora. 
Sacar del horno y una vez templado desmoldar. 
Se puede presentar con un baño de fondant y pistachos y/o dátiles.


Receta de Lucía González